+ Info

“Pirineos” es un vino de Somontano que requería de una nueva imagen. El entorno natural en el que se asienta la bodega fue la clave para dar pleno protagonismo a la figura del caballo, como metáfora de la naturaleza indómita y exuberante que, guiada por la mano del hombre, da sus mejores frutos. Cliente: Bodega Pirineos. Grupo Barbadillo. Fotografía: Garrigosa Studio Fb. Tw.